Soy una persona perfeccionista. Me gusta hacer las cosas bien, lo que para mí, significa que aporten valor, que cumplan con la función deseada y que agraden a quien lo pidió.

Creo que los detalles marcan la diferencia, creo que dos personas pueden tener el mismo cometido y conseguirlo pero dejando un ‘sabor de boca’ diferente marcado por esos detalles que dejan algo especial, que son como una huella dactilar.

Cuando le pregunto a las personas por la definición de ‘perfecto’, me suelen contestar: “de la mejor manera posible”. Y ahora viene la pregunta: ¿esto qué significa? cada persona tiene una forma de entender la palabra ‘mejor’. He llegado a entrar en bucle en muchas presentaciones porque he sentido que no hay mensaje, que no se estructura bien, que no va a llegar al receptor, os pongo un ejemplo porque es algo práctico donde busco la perfección y además donde he descubierto un área de trabajo a nivel personal.

En mi trabajo soy muy perfeccionista en la forma de comunicar. Por poneros un caso real, yo cuido mucho los detalles de las presentaciones que se hacen para comunicar el incremento de producto y evolución del roadmap. Voy a usar unos simples ejemplos para contaros a qué me refiero con ser perfeccionista y sus ventajas y desventajas.

Ventajas de ser perfeccionista

La ventaja de ser perfeccionista es que te preocupas por hacer las cosas de la mejor manera posible.

He llegado a pensar en los últimos años que la perfección es un bien escaso. Simplemente porque veo en muchas ocasiones falta de mimo, falta de cariño por hacer las cosas en condiciones, de hecho cuando veo esa carencia de aprecio a los detalles me viene a la cabeza una frase de José Mota: “pudiendo y no”.

¿Qué veis en la siguiente imagen?

VanesaTejada_Perfeccionismo_Ventajas
Para mi está perfecto el de la derecha

 

Lo que me preocupa de estas cosas, no es la falta de ojo, sino una posible falta de interés y el resultado es hacer un trabajo dos veces, lo que tiene un coste empresarial – una persona haciendo algo que otro podría haber hecho correctamente desde el principio – y un coste emocional – sentarte con una persona para darle feedback que además, puede ni entender ni apreciar.

Que algo no te importe es diferente a que sea importante

Después de esta reflexión no lo llamaría perfeccionismo, el concepto perfecto es diferente según la persona, me conformo con hacer las cosas de forma correcta y con cariño.

Desventajas de ser perfeccionista

El peligro de ser perfeccionista es entrar en bucle afinando unos detalles que sólo tú percibes. Esta definición es totalmente personal y es mi manera de parar cuando entro en bucle. Es mi manera de definir el ya está suficientemente bien.

Hacer las cosas correctamente varía en función de la persona y es totalmente respetable. Me ha pasado en varias ocasiones que he visto como se ha comunicado un mensaje de forma perfecta – sencillo, claro y llegando a la audiencia – aunque yo lo hubiera hecho de otra manera, pero al menos el cometido se ha cumplido.

¿Qué veis en la siguiente imagen?

VanesaTejada_Perfeccionismo_Desventajas
El icono perfecto va en gustos

 

Ésta es la otra cara de la moneda. He llegado a darle tantas vueltas a una presentación que he perdido el tiempo, y mucho, por unos detalles que nadie iba a ser capaz de apreciar. El día que aprendí esta lección sufrí, mucho, porque le había dedicado un gran esfuerzo a dejar algo perfecto, y me había dado cuenta de que me había pasado de la raya, de que había invertido mal mi tiempo y había dejado de hacer otras cosas por algo que no aportaba más valor por ciertos detalles que el receptor del mismo no percibía.

 

Ahora bien, a dónde quiero llegar con esta reflexión, pues a que se pueden hacer las cosas bien, correctas y perfectas con un mínimo de atención y cariño, poniéndote en los ojos de otras personas para valorar tu trabajo. Que los extremos no son buenos y querer hacer algo perfecto puede que sólo genere un exceso de trabajo para ti, además de un desperdicio de tiempo. Ahora, antes de entrar en bucle pido feedback, lo que me ayuda a saber cuándo puedo parar.

6 thoughts

  1. El tema de la perfección podría casi plantearse como debate filosófico.

    Personalmente, pienso que existe un criterio de aceptación valido, y que dicho criterio, es el que es aceptado por la mayoría .
    Como tu bien dices, si contamos con tu opinión y la mía de perfección, probablemente sean distintas, por la sencilla razón de que evaluamos cuestiones distintas (y otra serie de factores), pero si esto lo extrapolamos a 100 personas, probablemente 70 de esas 100 tengan unos criterios similares (o no) a lo que ell@s aceptarían como aceptado/perfecto, sería en este caso en el que se consideraría aceptado/perfecto por el “100%”.

    Pero como digo, creo que es un tema de debate que podría dar para días y días de discusión 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s